¿Sabes lo que te falta, para ser más feliz?

¿Te ha sucedido, que luchas por alcanzar una meta, por obtener un objetivo o alguna cosa que deseas y cuando lo logras, no obtienes la satisfacción que esperabas?

Es algo que, muy probablemente, nos ha sucedido a casi todos, provocándonos una gran frustración al sentir que todo el tiempo, energía y esfuerzo invertido fueron en balde y que nos puede dejar con una sensación de inseguridad y desconcierto, al no saber por qué fue éste el resultado.

¿Te preguntas cuál puede ser la razón?

No siempre es fácil descubrir quiénes somos, realmente y qué es lo que verdaderamente necesitamos, ya que casi todos hemos crecido tratando de adaptarnos a los gustos, expectativas y demandas de nuestros padres, maestros, adultos importantes en nuestra vida y los valores culturales que nos son bombardeados por los medios de comunicación.

Cuando esto sucede, nuestras expectativas pueden ser las de otras personas y no las nuestras o pueden ser demasiado elevadas en cuanto a los resultados esperados. Casi como si éstos pudieran ser mágicos y asegurarnos la felicidad eterna.

Otra razón puede ser, que estemos buscando nuestro bienestar en el lugar equivocado. Es decir, que son otros elementos o de otro tipo los que nos pueden dar la satisfacción que deseamos o que pueden llenar los huecos que tenemos. Que, tal vez, en vez de buscar en lo material, en la belleza, el poder, el reconocimiento de los demás, etc., debemos enfocarnos en el área emocional, espiritual y/o de nuestras relaciones y más en el dar que en el recibir.

Con frecuencia, para ser felices necesitamos sanar nuestras heridas emocionales, llenar nuestros huecos, perdonar y perdonarnos y encontrar nuestra paz interna.

Por eso, hoy te invito a que aprendas a tener un diálogo honesto contigo mismo, para que puedas descubrir aquello que se encuentra en tu interior y que necesita de tu atención y entonces, con todo el amor que te mereces, trabajes para darte todo lo que sea necesario para que seas feliz y estés satisfecho con tu vida.