¿Puedes hacer de hoy, un día especial?

Hoy quiero proponerles hacer de este día o de mañana un día especial, en el sentido que cada uno de ustedes desee. Un día para recordar y agradecer, ya sea por haber disfrutado, aprendido o dado cuenta de algo importante en su vida, por haber vivido una experiencia significativa, compartido un hermoso momento con determinada persona o por el motivo que quieran.

Es posible que muchos de ustedes piensen que, en estos momentos, en los que están viviendo situaciones difíciles y dolorosas, es imposible hacerlo y entiendo esa primera reacción porque yo también he vivido muchos momentos y situaciones de ese tipo y he derramado muchas lágrimas, pero eso no debe impedirnos reconocer que la vida, cada día y cada momento es en sí mismo, nos da una opción y una oportunidad para ver, hacer y/o recibir algo diferente.

Tal vez si observamos nuestra situación o aun nuestro sufrimiento, desde una perspectiva diferente, podemos enriquecernos y prosperar de diferentes maneras como por ejemplo, aprender algo que nos haga mejores personas, adquirir nuevas herramientas para solucionar algunos de nuestros problemas, valorar nuestra vida, a las personas, nuestras relaciones o a nosotros mismos, de una manera distinta, apreciar el cariño de alguien que comparte nuestro dolor o nuestra felicidad o simplemente, descubrir que una sonrisa puede convivir con una lágrima y hacer esta última menos dolorosa.

Son muchas las cosas que podemos ver y hacer en un simple momento, si nos damos el tiempo y la apertura para ello y si vamos sumando muchos momentos, formamos nuestros días y nuestros años.

Por eso hoy te invito, a reflexionar sobre lo que necesitas y a darte un gran regalo, a darte un día especial.